Sánchez Zinny evalúa cambiar la empresa que controla el ausentismo docente

Educación

Es una jugada fuerte que estudia el nuevo ministro de Educación bonaerense. No descartan que se ocupe el Estado. En la paritaria, Vidal había denunciado abusos en las licencias.

 

(LetraP) – El ministro de Educación de la provincia de Buenos Aires, Gabriel Sánchez Zinny, evalúa no renovar a fin de año el contrato de la empresa que controla el ausentismo docente -Dienst Consulting S.A- en territorio bonaerense. Según pudo conocer Letra P, incluso una de las ideas del sucesor de Alejandro Finocchiaro sería que el Estado lleve a cabo esas tareas, sin terceros. El tema fue uno de los puntos calientes de la última negociación paritaria con los gremios, porque la gobernadora María Eugenia Vidal había ofrecido más aumento a cambio de presentismo, acusando a los maestros de abusar de las faltas.

Cuando promediaba marzo, en el marco de un conflicto docente que se agudizaba semana tras semana, los funcionarios del gobierno de Cambiemos realizaban una nueva propuesta en la agobiante paritaria, que terminó extendiéndose por 120 días: un aumento mayor al 19% ofrecido previamente pero sujeto a una reducción del ausentismo, algo que días después, desde el Frente Gremial Docente evaluaban como «insólito». Más aún: la oferta fue calificada como “extorsión” por la dirigencia sindical.

El Gobierno y los secretarios generales del Frente de Unidad Docente coinciden en que algo está fallando en el sistema. Para las autoridades, hay docentes que abusan de las licencias; para los sindicatos, esto no es así y ven como una paradoja que justamente sea el Gobierno provincial el que se queje, cuando, en realidad, es quien debe controlar a la empresa responsable de la tarea.

La gestión de Cambiemos lo hace a través de una empresa privada que opera en la provincia desde 2009, cuando gobernaba Daniel Scioli. Según las organizaciones gremiales, nunca funcionó correctamente, pese al gasto millonario que le demanda al Estado provincial. La gobernadora tuvo la posibilidad de cambiarla el año pasado, pero decidió prorrogarle la concesión.

Lo cierto es que Sánchez Zinny está decidido a dar el paso y, según pudo saber este portal, hasta pensó en una rescisión para el mes de septiembre, pero esto quedó descartado. El contrato finaliza en diciembre de este año y, tal como lo reconstruyó Letra P a través de distintas fuentes, todo parece indicar que no será renovado. Algo que se está estudiando también es que sea el Estado directamente el que se ocupe de brindar el servicio a través de la mutual IOMA y la empresa Provincia ART, del Grupo Bapro, aunque esto, aclaran las fuentes consultadas, es por ahora una idea en borrador.

 

BAJO LA LUPA.

Desde fines de 2009, Dienst Consulting S.A trabaja para el Estado realizando los reconocimientos médicos a los docentes bonaerenses, producto del ok del entonces director general de Cultura y Educación, Mario Oporto. La última licitación se realizó en 2015, todavía bajo la administración Scioli. La siguiente concesión se hizo por un año, con la posibilidad de una prórroga por otros 12 meses. La gestión de Cambiemos le dio vía libre y entonces la compañía continuó normalmente con sus funciones.

Hoy en día, cobra casi $150 millones por año y, según le dijo a Letra P la secretaria de Salud de Suteba, Vilma Alvarado, los gremios no manejan cifras exactas ni cuentan con datos estadísticos reales, porque, cuando se los piden a los funcionarios, las respuestas son negativas: «Ellos no saben», expresa y agrega: «Nosotros quisiéramos hablar con las estadísticas reales que el gobierno tiene para discutir con profundidad de qué se trata el ausentismo, ya que el número por enfermedad no es el que se dice, para nada».

En su momento, el Frente Gremial Docente bonaerense calificó de «insólito» el ofrecimiento de aumento de Vidal basado en una reducción del ausentismo.

Desde el frente gremial conformado por los seis sindicatos bonaerenses -AMET, FEB, Sadop, Suteba, UDA y Udocba- niegan desde marzo de este año -cuando funcionarios del gobierno insistieron en denunciar públicamente los niveles de ausentismo- que este número en la provincia de Buenos Aires ascienda al 17%, como asegura Vidal, quien apunta a reducirlo a un 10%. «No es el 17%, es muchísimo menos. A las embarazadas las ponen dentro de ese porcentaje, por ejemplo», retrucan desde el FUD.

Durante la gestión Scioli, el Estado pagaba por los servicios de Dienst Consulting S.A. poco más de 100 millones de pesos anuales. Hoy, el gobierno provincial desembolsa casi 150 millones al año. «Se lo preguntamos a los funcionarios en las paritarias y no sabían; fueron a averiguar y nos dijeron que la cifra es alrededor de 140 millones», le dijo a este portal un gremialista que estuvo presente en esas mesas de negociaciones en el Ministerio de Economía.

«¿Para qué gastan ese dinero? Con todos esos millones que gastan se quejan ahora del ausentismo docente y no atacan las verdaderas causas, porque deberíamos estar hablando de las condiciones de las escuelas, de su infraestructura, de hacer un estudio para tener en claro de qué se enferman los docentes, porque no lo saben. Ellos se están quejando de algo que ellos mismos están decidiendo cómo se controla», agregó. «Si con 140 millones de pesos no pueden asegurar que el docente se recupere y vuelva a dar clases, están malgastando la plata. El sistema es una frazada corta», denunciaron desde el Frente Gremial.

«No tenemos nada en contra de esta empresa ni de ninguna otra. El problema es lo que hace la Provincia. Lo ideal sería que el ejercicio del seguimiento de la salud de los trabajadores de la educación lo hicieran los hospitales públicos, que tuvieran de verdad unidades de salud laboral. Pero hoy si les vas a decir eso a los directores de los hospitales, se agarran la cabeza, te matan, porque no están en condiciones. De esa forma, se gastaría mucha menos plata», reflexionó otra fuente consultada del sindicalismo docente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *